Foto tomada de UPI

Si hay algo con lo que es complicado lidiar para un pelotero es la falta de continuidad, la irregularidad a la hora de jugar y sobre todo, el estar constantemente demostrando tu calidad.

Contra todo estos factores objetivos y subjetivos ha tenido que luchar “Candelita” Iglesias en los Orioles de Baltimore.Nunca ha sido un titular indiscutible en el equipo, aún cuando no se ha cansado de batear. Desde el inicio de la temporada entendería que lo tendría fácil.

Luego de jugar en los 4 primeros encuentros y batear de 16-8 con 4 dobles y 3 empujadas, fue llevado a la banca en los dos partidos siguientes.

Durante el primero y dos de agosto fue utilizado como emergente, en el primero de esos partidos falló en un turno, pero en el segundo se fue de 2-2 y la directiva del equipo no tuvo más remedio que llevarlo al line up titular.

Con average de 516 (19-10), enfrentó a los Marlins de Miami, la cual fue, hasta el. Momento, su peor sub serie del año (11-1), aún así, fue mantenido en la alineación en los dos primeros encuentros contra los actuales campeones, los Nacionales de Washington, contra los que bateó de 4-4 y de 4-0, y una vez más fue a la banca durante los dos encuentros siguientes.

Y cuando por fin logró volver a encadenar 4 partidos consecutivos como regular, en los cuales bateó de 17-7 y en general lo hacía para 400, la mala fortuna de las lesiones lo alejó por 10 encuentros de los terrenos, y cuando creímos que su buen momento ofensivo se vería frenado, resulta que en los tres partidos disputados lo ha hecho de 14-6 y su average general es de 406 (69-28).

Su importancia en la alineación va creciendo y ya hoy es el tercer bate de la alineación de los Orioles e incluso en la jornada de hoy bateó un hit importante en la derrota 6 por 5 contra los Blue Jays que pudo haber decidido, aunque a la postre se perdió.

Más allá de sus números, más allá de sus 10 dobles y sus 400 de average, lo más brillante de su temporada es haber mantenido su forma a pesar de las continuas ausencias en el line up, por las distintas razones que se han expuesto, y sobre todo luego de una lesión que lo mantuvo por 15 días fuera.

Hasta este momento, mantiene dos rachas activas, 4 partidos en línea bateando multihits y 7 bateando de hit. El OBP del habanero es de 417, su SLU va por los 551 y su OPS en 968.

Esperemos que el muchacho siga con su excelente forma y que nos siga regalando grandes momentos bate en mano. Sin más, nos vemos en la próxima.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here