Foto: Tweeter Oficial CWS.

Parece ser una afirmación absoluta, pero en mi opinión, no tengo la más mínima duda, José Dariel “Pito” Abreu, es el mejor bateador cubano en estas dos primeras décadas del Siglo XXI.

No digo que sea el pelotero más completo, ni el de más condiciones; pero un bateador que en muchos aspectos iguala en el mejor Béisbol del Mundo una labor tan destacada en Series Nacionales como la que él nos dejó en sus 10 temporadas en Cuba, merece todo mi respeto.

Este año no ha sido la excepción, y con su actuación de hoy reafirma que a pesar de lo que digan los medios, con él siempre hay que contar.

Tres hits en cuatro turnos, dos de ellos dobles, con par de remolques e igual número de anotadas lo convirtieron en el hombre grande de los Medias Blancas en su triunfo 8 por 4 ante los Tigres de Detroit.

Luego de esta destacadísima faena, es el cubano con más anotadas (11), empujadas (11), Producidas (19) hits (21) y extrabases (8), en toda la temporada.

Con las 2 anotadas de hoy, se coloca a 4 de alcanzar las 500, se convertiría en el cubano número 17 en arribar a esa cifra y el único cubano en anotar 500 carreras en Series Nacionales y Grandes Ligas.

Cuando comparamos los números de Abreu sumando Series Nacionales y MLB con los de Leyendas de nuestro pasatiempo nacional en otras décadas, fácilmente podemos percatamos que sus números están entre los mejores de todos los tiempos, con el plus de haber logrado gran parte de ellos en la Gran Carpa.

Entre las cifras redondas que persigue el ídolo de Mal Tiempo en toda su carrera deportiva están los 400 dobles, con los dos de hoy suma ya 386, 163 en SNB y 223 en MLB (Solo en Fases Clasificatorias). También está, luego de los 3 hits de hoy, a 57 hits de los 2000, con 1059 de ellos en los Estados Unidos.

Entre sus marcas globales destacadas están sus 1032 anotadas, sus ya 1205 remolques y sus 360 jonrones, siempre logrando más de la mitad de estas cifras en las Grandes Ligas y siendo, junto a Yoenis Céspedes, los únicos en empujar 500 o más carreras en SNB y MLB, así cómo disparar 150 o más jonrones en ambas ligas.

Abreu, tras 17 campañas (7 en la MLB), ha logrado mantener un average superior a 300 (313) y logrando un 293 en la MLB realmente excelente. También su OBP ronda la marca de 400 (397), apoyado fundamentalmente por un 456 en Series Nacionales. Su Slugging llega a 559 (622 en Series Nacionales y 512 en MLB). Mientras que su OPS de 956 (1078 y 851), son un fiel reflejo de su enorme calidad.

Pito es además el único cubano en disparar 30 bambinazos, en tres temporadas distintas tanto aquí, como allá. También es el único en arribar a 35 o más jonrones en una temporada en ambos torneos.

Si estos no son argumentos suficientes para demostrar que es el mejor bateador cubano del siglo XXI, hay que recordar que tiene aún 33 años, lo que le permite estar, al menos, 3 años más al máximo nivel, tiempo en el que podría ir acresentando más su leyenda. Sin más, nos vemos en la próxima.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here